18 nov. 2011

Soluciones tecnológicas para la gestión de competiciones deportivas

Tras la conferencia impartida por Sergio Tena, un experto en tecnología en la gestión de la información de competiciones de la empresa MSL, he recogido y compartiré algunas reflexiones sobre los factores, recursos y requerimientos sobre este asunto tan poco divulgado en revistas específicas y tan poco tratado desde la investigación académica.  

Momento captado durante la conferencia y cartel de la misma

Seas el responsable directo de la comunicación en una competición deportiva o bien pertenezcas al cuerpo técnico del evento en sí, es importante conocer cuáles son los aspectos clave que sustentan la preparación y puesta en marcha de los sistemas digitales de información de una competición. En todo caso, podemos identificar características comunes del uso de las TIC sea para un gran evento, como son unos Juegos Olímpicos, o bien uno de dimensiones menores, como una competición territorial de esgrima.

Uno de los aspectos fundamentales es recoger los requerimientos de las necesidades informativas y comunicativas de una competición. En definitiva, en las competiciones deportivas los sistemas estarán basados en inputs y outputs. Los primeros comprenden la información que hay que recoger automáticamente (por un apartado de medición) o manualmente (una persona con un dispositivo portátil, o Smartphone). También debemos identificar qué hay que hacer con esa información una vez recogida, los outputs; por ejemplo puede que necesite ser validada por un juez para dar un resultado deportivo “por bueno” o sea necesario enviar esa información a un sitio Web. 

Técnicos introduciendo resultados durante una competición. Por Sergio Tena

En definitiva, se trata de poder dibujar los flujos de información, identificar los procesos de comunicación, establecer toda los recursos humanos, técnicos y logísticos para poder hacer fluir esos datos y, en última instancia, llevar a cabo in situ el evento. Dependiendo de las dimensiones de la competición y del presupuesto disponible, se podrán requerir unas soluciones tecnológicas u otras a las necesidades informativas que se tengan. En todo caso esto puede ser subcontratado a una o varias empresas de manera modular.

Las necesidades de gestión de información y datos de una competición no sólo se ciñen a los resultados deportivos en sí. Una vez más, dependiendo de la dimensión del evento, puede ser necesario gestionar previamente datos de acreditación, inscripciones, categorías, clasificaciones, estadísticas, gestión de voluntarios y staff, servicios a atletas, costes, llegadas y salidas de personas, transporte, alojamiento, protocolo VIP, seguimiento de incidencias médicas, acceso, incidencias de seguridad, etc.

La información recogida (inputs) en una competición está dividida en dos tipos: 1) aquella información que tomo antes de la celebración del evento (inscripciones, datos de atletas, acreditaciones, etc.); 2) la información del resultado deportivo en sí que se da en un momento determinado y en un lugar determinado. Estos últimos datos pueden provenir automáticamente de una herramienta tecnológica (como en ciclismo con un transpondedor activo o “chip”) o de la introducción de un dato deportivo por una persona mediante un dispositivo (por ejemplo, un técnico en la cancha introduce en un portátil dos puntos por una canasta durante un partido).

La información enviada (outputs) puede ser de diferente tipo según su función, a quién debe llegar y de qué manera. Así, por ejemplo, la información puede ser enviada (para  su conocimiento en real time o no) a un sitio Web, a comentaristas, a un marcador, a grafismo de televisión, a jueces, al equipo técnico o al comité organizador. También la información enviada puede no ser requerida en formato digital y sí en papel, como en el caso de jueces cuando han de validar un resultado deportivo. Todos estos datos son outputs que se ofrecen durante el evento y después, pero cabe destacar que hay información que se rescata antes del evento, por ejemplo, los datos relacionados con acreditaciones.  
Técnicos introduciendo resultados durante una competición. Por Sergio Tena
Las fases de trabajo en la puesta en marcha de los sistemas tecnológicos de gestión de información en un evento han de pasar inevitablemente por una recogida previa de requerimientos, por procesos de testeo y pruebas, por la puesta en marcha en el evento in situ, y una última fase, la valoración de los resultados de las soluciones tecnológicas dadas. En definitiva, este ámbito de la tecnología para competiciones deportivas es complejo y requiere de un Know How para que la gestión de la información tenga éxito.

Marta A.-
((•)) Escucha este post

No hay comentarios:

Publicar un comentario